Bizcochos de soletilla

Bizcochos de soletilla
Sofía de la Torre
Los bizcochos de soletilla son la base de muchas elaboraciones dulces y de postres tan conocidos como el tiramisú o la carlota, aunque por sí solos mojados en chocolate caliente son deliciosos. En esta receta, os enseñamos cómo hacerlos de manera muy sencilla y en muy poco tiempo.
Por Sofía de la Torre
15 de mayo de 2023
Recetas de postresRecetas de bizcochos

Los bizcochos de soletilla, también conocidos, entre otras menciones, como melindros, savoiardi, ladyfingers o vainillas, este último en Latinoamérica, donde se suelen aromatizar con vainilla, son de textura esponjosa y algo elástica, por lo que resultan ideales para absorber líquidos sin deformarse y sirven como base de otros postres más elaborados. Así por ejemplo, bien empapados en café y licor amaretto forman parte del tiramisú o dispuestos en círculos, aguantan sin quebrantarse el relleno de las tartas carlota.

Los ingredientes para hacer estos bizcochos son pocos y de los que se pueden encontrar en la mayoría de nuestras despensas. Según la receta básica, llevan huevos, azúcar y harina. A estos ingredientes básicos, se le puede añadir ralladura de limón o naranja o vainilla. Algunas recetas añaden también algo de levadura a la masa para hacerlos crecer, aunque nosotros no le hemos puesto respetando la receta original.

Interior de los bizcochos de soletillaSofía de la Torre

Información de la receta

  • Tiempo de preparación: 40 minutos
  • Tiempo de cocinado: 10 minutos
  • Tiempo total: 50 minutos
  • Raciones: 8, 48 unidades
  • Categoría: postres
  • Tipo de cocina: internacional
  • Calorías por ración (kcal): 190

Ingredientes de los bizcochos de soletilla

  • 4 huevos a temperatura ambiente
  • 120 g de azúcar
  • 120 g de harina de trigo
  • Ralladura de un limón
  • 50 g de azúcar glas
Ingredientes de los bizcochos de soletillaSofía de la Torre

Utensilios necesarios

  • 1 manga pastelera con boquilla redonda

Cómo hacer bizcochos de soletilla

Comenzamos separando las claras de las yemas de 4 huevos a temperatura ambiente. Reservamos las yemas. Batimos en un bol amplio las claras durante 5 minutos hasta que queden espumosas y hayan aumentado su volumen.

Separar las claras de las yemas para los bizcochos de soletillaSofía de la Torre

Incorporamos a las claras batidas 60 g de azúcar en tandas, poco a poco, para asegurarnos así de que queda bien integrado.

Batir las claras con azúcar para los bizcochos de soletillaSofía de la Torre

Cuando hayamos incorporado todo el azúcar, reservamos las claras hasta que terminemos la siguiente elaboración.

Seguir batiendo las claras para los bizcochos de soletillaSofía de la Torre

En otro bol aparte, también grande, batimos las 4 yemas que habíamos reservado con otros 60 g de azúcar hasta que queden espumosas y hayan cambiado a un tono pálido. A continuación, añadimos 120 g de harina de trigo, tamizándola a través de un colador o tamiz.

Batir las yemas con el azúcar y añadir la harina tamizada para los bizcochos de soletillaSofía de la Torre

A continuación, añadimos la ralladura de un limón.

Añadir la ralladura de limón para los bizcochos de soletillaSofía de la Torre

Incorporamos las claras montadas a punto de nieve que habíamos reservado. Lo hacemos poco a poco, primero ponemos una cucharada grande y la mezclamos hasta que quede bien incorporada. A continuación, vamos añadiendo el resto en tandas y con movimientos envolventes.

Incorporar las claras poco a poco para los bizcochos de soletillaSofía de la Torre

Llevamos la mezcla a una manga pastelera con boquilla redonda y formamos los bizcochos sobre papel de horno. Los bizcochos deben tener una longitud de unos 8 cm aproximadamente y un ancho de unos 2 cm. Con esta masa y estas medidas, nos saldrán unos 48 bizcochos. Es importante dejar espacio entre los bizcochos porque crecen durante el horneado.

Formar los bizcochos de soletilla con la manga pasteleraSofía de la Torre

Antes de llevar los bizcochos al horno, los espolvoreamos con unos 50 g de azúcar glas, aunque si fuese mucha cantidad, podemos reservar un poco de azúcar para usarlo sobre los bizcochos ya horneados, a la hora de servir.

Espolvorear los bizcochos de soletilla con azúcar glasSofía de la Torre

Horneamos los bizcochos con calor arriba y abajo a 190 ºC con el horno precalentado entre 10 y 12 minutos. Pasado este tiempo y una vez fuera del horno, esperamos a que no estén muy calientes para despegarlos y llevarlos a una rejilla para que se terminen de enfriar.

Hornear los bizcochos de soletilla y dejarlos enfriar en una rejillaSofía de la Torre

Los bizcochos de soletilla se conservan muy bien unos días en cajas de lata o en tarros de cristal bien cerrados. Podemos usarlos tal cual acompañando un chocolate caliente o para otras elaboraciones como el tiramisú.

Bizcochos de soletilla caserosSofía de la Torre

Resumen fácil de preparación

  1. Separamos las claras de las yemas y montamos las claras
  2. Añadimos poco a poco la mitad del azúcar a las claras
  3. Reservamos las claras montadas
  4. Batimos las yemas con el azúcar restante y añadimos la harina tamizada
  5. Añadimos la ralladura de limón
  6. Incorporamos poco a poco las claras montadas
  7. Formamos los bizcochos con una manga pastelera
  8. Espolvoreamos los espolvoreamos con azúcar glas
  9. Los horneamos 10-12 minutos a 190 ºC y los dejamos enfriar sobre una rejilla
  10. Los servimos o los usamos a conveniencia
Recetas con huevoRecetas con masasRecetas con limón entero, ralladura o pielRecetas con azúcar glasRecetas con pocos ingredientesRecetas con yemas de huevoRecetas con harina de trigoRecetas con claras de huevoRecetas al hornoRecetas para compartir