Naranjas confitadas

Naranjas confitadas
Sonia Mas
En muchos postres, se utilizan naranjas confitadas que, aunque podemos comprarlas fácilmente, no hay nada como prepararlas caseras. Hoy os enseñaremos la receta para su elaboración y así poder disponer de este ingrediente en cualquier momento.
Por Sonia Mas
10 de marzo de 2023

Podemos utilizar las naranjas confitadas en infinidad de recetas dulces, como en cocas, roscones, tartas de queso o bizcochos, pero también podemos usarlas cortadas pequeñas en ensaladas o para dar un toque dulce y diferente a unos canapés.

Prepararlas es muy fácil. Lo más complicado es cortarlas finas, aunque para ello, os podréis ayudar de un cuchillo bien afilado. El bicarbonato que utilizamos en el primer hervor quitará el amargor de la parte blanca de la naranja.

Una vez preparadas, si guardamos las naranjas en un recipiente cerrado cubierto con su almíbar, las podremos consumir en los próximas semanas. Si lo preferís, también se pueden congelar, sin el almíbar, separando las rodajas de naranja con papel encerado.

Naranjas confitadas en platoSonia Mas

Información de la receta

  • Tiempo de preparación: 10 minutos
  • Tiempo de cocinado: 1 hora y 10 minutos
  • Tiempo total: 1 hora y 20 minutos (más tiempo de enfriado)
  • Raciones: 15 rodajas
  • Categoría: repostería
  • Tipo de cocina: internacional
  • Calorías por ración (kcal): 88

Ingredientes de las naranjas confitadas

  • 2 naranjas
  • 1 cucharada de bicarbonato sódico
  • 750 ml de agua (600 ml para la cocción y 150 ml para el almíbar)
  • 300 g de azúcar
Ingredientes para preparar las naranjas confitadasSonia Mas

Cómo hacer naranjas confitadas

Lavamos muy bien 2 naranjas y las cortamos en rodajas de 0,5 cm de espesor.

Naranjas cortadasSonia Mas

Ponemos las naranjas en un cazo amplio, para que no se amontonen, y repartimos 1 cucharada de bicarbonato sódico por encima.

Naranjas en la sartén con el bicarbonatoSonia Mas

Vertemos 600 ml de agua sobre las naranjas hasta cubrirlas.

Naranjas cubiertas de aguaSonia Mas

Ponemos el cazo a fuego alto y cuando hierva, lo retiramos del fuego, escurrimos las naranjas y las pasamos por un poco de agua fría.

Naranjas escurriéndoseSonia Mas

Limpiamos el cazo y vertemos en él 150 ml de agua y 300 g de azúcar. Removemos bien para que se reparta el azúcar.

Agua y azúcar en el cazoSonia Mas

Introducimos de nuevo las naranjas en el cazo con el agua y el azúcar.

Naranjas con agua y azúcar, antes de preparar el almíbarSonia Mas

Cocinamos a fuego bajo, con el cazo tapado, durante 40 minutos, hasta que se haya formado un almíbar suave. Pasado este tiempo, destapamos y cocinamos 20 minutos más para que el almíbar espese un poco más.

Naranjas ya confitadasSonia Mas

Disponemos las rodajas de naranja sobre una hoja de papel encerado para que escurran (sobre una rejilla se pueden quedar pegadas por el azúcar) y las dejamos enfriar.

Naranjas escurridas sobre papel enceradoSonia Mas

Una vez frías, las naranjas estarán listas para consumir. Si queremos consumirlas en otro momento, las podemos guardar en la nevera en un bote hermético, cubiertas con el almíbar e incluso, las podemos congelar.

Bote lleno con naranjas confitadas y su almíbarSonia MasBote a medio llenarSonia Mas

Resumen fácil de preparación

  1. Lavamos las naranjas y las cortamos finas
  2. Las disponemos en un cazo junto al bicarbonato
  3. Cubrimos las naranjas con agua
  4. Hervimos y escurrimos las naranjas
  5. Mezclamos en el cazo el agua y el azúcar
  6. Introducimos las naranjas de nuevo en el cazo
  7. Las cocinamos 40 minutos tapadas y 20 destapadas
  8. Dejamos escurrir sobre papel encerado y dejamos enfriar
  9. Estarán listas una vez frías
Recetas sin gluten Recetas con bicarbonato de sodio Recetas con naranja entera, ralladura o piel Recetas con frutas Recetas de repostería